Páginas vistas en total

jueves, 16 de agosto de 2012

ESPAÑA LLORANDO


España llora, no por la crisis en la que está metida, no, llora por la ineptitud de sus dirigentes políticos, a la sazón causantes en gran parte de esa crisis. Desde su comienzo, se ha visto que los políticos no sólo no son capaces sino que deambulan de unas medidas a otras y además con una parsimonia desesperante para los que entienden de esto, los economistas. 
Publicado en EL CONFIDENCIAL DIGITAL el 23/07/2012
 Corría el año ya ni me acuerdo, ni tampoco quiero acordarme, pero según unos, los más, sobre septiembre-octubre del año 2007, cuando los políticos que gobernaban entonces negaban la crisis, y los once millones de votantes por los que salieron elegidos nos decían a los demás que éramos unos exagerados.
Pues bien, aquellos, los 11 millones estaban equivocados, pero eso ya lo sabían ellos entonces, y los políticos que votaron también. Ahora había que ponerse manos a la obra, y claro, aquí es donde nos comenzó a entrar el llanto, ese llanto de los españoles, que miran con envidia a países donde sus políticos reconocieron el problema a tiempo, donde sus políticos tomaron medidas a tiempo, y donde hace ya algún tiempo, de manera más o menos traumática, están ya recogiendo sus frutos.
Se dice sobre los problemas que hay que “agarrar el toro por los cuernos”, pues de todos los países en crisis, en el único donde hay toros, al menos de lidia, es en España, y quizás por eso, quizás por cobardía ante una cornada, ni se han planteado siquiera ponerse delante del toro.
Yo, que leo todos los días la prensa digital de todo signo y condición, entre otras cosas porque para eso pago la línea de internet, carísima por cierto respecto a Europa, estoy acostumbrado también a leer los comentarios de los lectores, aunque siempre hay alguno al que se le ve el plumero y en su comentario refleja sus simpatías por tal o cual partido político, o su frustración personal.
Pues quitando a esos que cito, hay que reconocer que la gente en general sabe quiénes han sido y son los causantes de la crisis, y desde luego sin ser economistas la gran mayoría de ellos saben lo que quieren, vamos que saben cómo salir de la crisis.
Aunque en resumidas cuentas esto es como una economía doméstica pero a lo grande. Si yo gasto mucho, si gasto por encima de lo que cobro, me tengo que endeudar por fuerza, y por otro lado si no gasto más de lo que cobro, pues ahorro.
Hace años que se viene literalmente “tirando” el dinero, el de los demás se entiende, el de los españoles para más señas, y se tira de muy diversas maneras, y donde los coches oficiales, móviles y demás tonterías son sólo la punta del iceberg.
No quiero extenderme mucho hoy, en un futuro y en próximas crónicas iré desgranando algunas o muchas de las propuestas que uno lee en esos comentarios que decía con anterioridad.
Pero sí quiero incidir en lo que da título a esta crónica, la ineptitud de nuestros gobernantes por fomentar o no saber parar el despilfarro económico de nuestro país, y además tomar medidas de hacer pagar a justos por pecadores. Sí llora España, porque a sus habitantes les da coraje no tener políticos como los que hay en otro país, donde sin haber toros les agarran por los cuernos.
Cuando en la últimas elecciones autonómicas y locales, además de generales se votó lo que se votó, no se votó para que siguiéramos como estábamos, dilapidando y recaudando más para sostener ese gasto desmesurado, no señor, se votó para que se agarrara el toro por los cuernos de una puñetera vez, y no se sangre a los españoles más, no se les engañe, no se les maltrate, sino que sean valientes y tomen las medidas para contener el gasto, de una puñetera vez. Porque para hacer lo que se está haciendo, no hace falta haber estudiado eh, para eso vale cualquiera. Por eso lloramos, porque vemos quiénes nos han gobernado y nos gobiernan.
Que si hubiera menos gasto, no había por qué incrementar los ingresos, ¿o estoy equivocado acaso? Pues eso, ahora vas y lo cascas.

1 comentario:

  1. Pues yo desde que no oigo, veo, ni leo la prensa soy bastante más feliz. Ignorancia es felicidad. Aunque ignorancia tambien es convertirse en un ser estulcio y maleable. Buscar la dosis de cuento y cuentistas adecuada es complicado.
    A medida que viaja uno por Europa, ve cientos de cosas que les faltan y otras tantas que nos faltan por aqui. Lo triste es que siempre copiamos lo malo. La gente no sabe apenas lo que tiene a 20km de su casa, son maleables, y por eso son usados y lo peor es que les da igual. Politicos, autonomias, amigismo y amiguetes, corrupcion y corruptelas, ineptituz y avaricia de la clase digigente, no se, habria que apretar el reset, pero nadie quiere perder su trabajo no guardado.
    Dice el dicho que todos los politicos son iguales. Es topico, pero es verdad.
    Dificil solucion tiene esto amigo. Algunos dicen que no la tiene y es posible que tengan razon. El ventilador esta en marcha. Más tarde o mas temprano salpicara a todo el mundo, veremos a ver cuando les llege el turno a los alemanes.

    ResponderEliminar